**En los concursos de belleza los estereotipos siempre están presentes y no hay mejor forma de romperlos que luchando contra ellos**

Desde muy niña Marian Sosa veía en las pasarelas a las modelos internacionales Naomi Campbell, Linda Evangelista y Cindy Crawford; en ese momento, la pequeña soñaba en un día ser como ellas; ahora se abre camino en el mundo de los certámenes de belleza con el título de Miss Fire World México 2021.

Marian, joven originaria de Izúcar de Matamoros, siempre ha estado segura de incursionar en el mundo de la moda, por lo cual estudió la carrera de Diseño de Modas, aunque la idea de estar arriba de las pasarelas como modelo seguía presente; así que dejando atrás sus miedos, inseguridades y los “no” que varias agencias le habían dicho, decidió no apagar su sueño y hacerlo realidad.

Sus 1.54 metros de estatura no le impidieron a Marian seguir con el camino hacia las pasarelas. Su primera oportunidad llegó con el certamen Miss Turismo Puebla. Con poca experiencia, con bastante miedo y algunas inseguridades Sosa logró un gran triunfo en el certamen, lo que le abrió la puerta a otros concursos donde su belleza ha sobresalido.

Tras triunfar en Miss Turismo Puebla, llegaron más eventos tanto estatales como nacionales, entre ellos Miss Latina, donde quedó con el título de Virreina, al no poder cubrir la estatura que se requiere para ser representante. Después llegó el momento de brillar a nivel internacional con el certamen Nuestra Belleza Mundial, al cual no pudo acudir debido a que necesitaba arreglar muchas cosas y era muy poco el tiempo para hacerlo.

Con el concurso Mis Petite Riviera Maya, Marian tuvo la oportunidad de representar internacionalmente a México; el concurso se realizó en El Salvador y la joven izucarense llevaba en la mente siempre el honor de representar a todo un país, el no defraudar a los patrocinadores que pusieron la confianza en ella y el de hacer que su municipio se sintiera orgulloso de ella. Con un gran esfuerzo y con poca experiencia Marian logró obtener el tercer lugar.

En los concursos estatal y nacional, ganó el título de cuerpo y el de elegancia; y a nivel internacional mejor traje estilizado.
Debido a la situación de la pandemia por Covid-19, Marian suspendió varios eventos a los que estaba invitada, pues tenía la responsabilidad de dar el mensaje de cuidarse y además cuidaba la salud de sus seres queridos.

Gracias al profesionalismo que ha mantenido durante su carrera como modelo, Francisco Soto vio en Marian Sosa a la candidata ideal para representar a México en el certamen “Nuestra Belleza Internacional”.

En la lucha contra los estereotipos
Este tipo de concursos han dejado en la joven modelo mucha autoestima, seguridad y autovaloración, lo cual le ha ayudado a valorarse dejando atrás los estándares de belleza que podrían establecerse en la sociedad, pues la belleza también viene del interior y se nota a través de lo que puedas ofrecerles a las demás personas, y con esa idea le gustaría ayudar a más mujeres a valorarse.

“Es muy cierto que en nuestro país existe mucho malinchismo, existen muchos estigmas en cuanto a la piel morena, sí me ha tocado diferencia por mi tono de piel, pero si uno sabe lo que tiene adentro y quien es realidad, no le va importar lo que los demás digan”.
A pesar de los momentos difíciles y que las inseguridades rondan por su cabeza, Marian siempre se levanta ante la adversidad y sabe que “llorando no se ganan coronas” y una de las mejores formas de lograrlo es siempre preparándose tanto física como emocionalmente.

La joven izucarense, estudiante de la licenciatura de Arte Dramático en la Facultad de Artes de la BUAP, invita a las mujeres a cumplir sus sueños siempre con mucho amor y fuerza, pues a pesar de que habrá mil obstáculos hay mil soluciones, buscando la forma de lanzarse por lo que se quiere lograr.
Marian esta consciente que “México quiere corona” y promete que este mes de septiembre ella logrará una más de sus metas, para poner en alto los nombres de México e Izúcar de Matamoros.