Tras una larga pandemia que ha sacudido al mundo entero, llegan los estragos a la Gran Manzana y al estado de Nueva Jersey; los dueños de grandes restaurantes, además de tener preocupación por recuperarse económicamente de la crisis ocasionada por el Covid-19, tienen un nuevo reto que afrontar, ya qué hay escasez de mano de obra en los restaurantes.

Lo anterior surgió por el apoyo que el gobierno de los Estados Unidos ha dado a los trabajadores de este sector, ya que surgieron diferentes programas económicos que han otorgado más de cuatro mil dólares mensuales, suma que para muchos es mayor de la que adquieren en sus trabajos, lo que ha ocasionado que estos decidan no regresar a sus fuentes de trabajo.

“Existe una preocupación en el sector restaurantero porque ahora no hay trabajadores que puedan ayudar a reactivar la economía; dado que el apoyo que ha dado el gobierno ha sido mejor que su sueldo actual, muchos han decidió ya no presentarse, incluso han optado en buscar otros trabajos en diferentes estados” expresó Salvador Ventura, empresario de Nueva Jersey.

Asimismo, en diferentes plazas comerciales se pueden ver locales vacíos, tiendas reconocidas que se fueron a la quiebra, y precios por las nubes, lo cual es otra señal de los estragos que ha causado el Covid-19.

Cabe mencionar que el pasado 16 de junio, Nueva York celebró que logró que el 70% de su población haya sido vacunada, así como la cancelación de diferentes restricciones que habían sido establecidas por la pandemia provocada por el SARS-CoV-2, algo que ha sido considerado como un avance muy importante, luego de que meses atrás, Nueva York fue considerado como el epicentro de la pandemia.