El gobierno de la república de Cuba, anuncio que comenzaran pruebas en la población infantil de las vacunas anticovid “Soberana 2” y “Soberana Plus”, vacunas creadas por el Instituto Finlay, una farmacéutica propia del país.

Las autoridades informaron que la aprobación de este nuevo ensayo clínico se debe al aumento de casos positivos de covid-19 en niños y adolescentes, además de los buenos resultados emitidos en las anteriores pruebas que se hicieron en personas adultas.

“El estudio se realizará en unos 300 menores, de las edades comprendidas entre 3 y 18 años, divididos en dos grupos, comenzando por los adolescentes de 12 a 18 años, seguido del grupo de niños de 3 a 11 años”, indicó el Centro para el Control Estatal de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos (Cecmed).

Mencionaron que las pruebas tienen como objetivo evaluar la seguridad, reacción e inmunidad de las vacunas en menores de edad, ya que las dos vacunas han sido toleradas por los anticuerpos de la población adulta.

Se espera además que para junio se dé a conocer el porcentaje de eficacia de las vacunas, que, según la Organización Mundial de la Salud, debe ser superior al 50% para ser válidas.

La mayoría de los niños contagiados por Covid-19, presentan síntomas leves, pero resulta peligroso por las secuelas que deja el padecimiento y el posible contagio que le pueden ocasionar a los adultos mayores.

Los inmunizantes se aplicarán, igual que se hizo en los ensayos con adultos, en tres dosis cada 28 días, las dos primeras de Soberana 2 y una de Soberana Plus.

Este país, suman ya 154,578 casos positivos, de entre los cuales 18,249 han sido casos presentados niños y 983 casos en menores de un año. Además, se han registrado 1,057 fallecidos desde que empezó la pandemia, por causa de esto se espera haber vacunado al 70 por ciento de la población para finales de agosto.

Cabe resaltar que Cuba comenzó a desarrollar sus propias vacunas desde la década de 1980, por causa a la ruptura de relaciones con Estados Unidos y actualmente cerca del 80 por ciento de sus fármacos son fabricadas en la isla.